www.cambrico.com
>> ir a Nuestro Producto
Así se Elabora El Cámbricovisitenos La Investigación La Investigación

ASÍ SE ELABORA EL CÁMBRICO


A 800-900 m. de altitud en el centro del Parque Natural de la Sierra de Francia se reúnen las condiciones idóneas para obtener uvas de gran calidad. Por ello, en esta zona se cultiva la vid desde que la poblaban los romanos.

Las mejores viñas se encuentran en laderas de fuertes pendientes y suelos de granito y pizarra formados durante el período Cámbrico. (Hace aproximadamente 500 millones de años) Cámbrico sólo se elabora con uvas de viñas viejas (cepas de entre 40 y 100 años) situadas en las terrazas que a nuestro juicio reúnen las mejores condiciones para obtener uvas excelentes.

Las variedad Rufete es autóctona de la zona. Se encuentra más información en el apartado de investigación.

La variedad Tempranillo empleada para elaborar Cámbrico corresponde a un clon adaptado a esta zona a lo largo de cientos de años. Resulta interesante observar cómo este clon de Tempranillo, llamado en la región Aragonés, al adaptarse a la zona ha terminado pareciéndose a la planta de la variedad Rufete. (Convergencia evolutiva). Todas las parcelas se cultivan siempre de manera ecológica, si bien por motivos legales, la primera cosecha certificada por el organismo oficial CAECyL será 2004.

Los veranos secos con días calurosos, noches frías y tormentas ocasionales eliminan el estrés hídrico. No se emplean herbicidas, insecticidas ni abonos químicos, se ara con caballos y se vendimia en pequeñas cajas de 10 Kg. Para obtener la mejor calidad posible se limita la producción de cada planta, siendo el rendimiento medio de 2.000 Kg por Ha. (Las cepas más viejas producen de 500 g de uvas por planta).

El momento de la vendimia se decide combinando modernas técnicas analíticas con catas de uvas en el viñedo. Tras la vendimia el despalillado se realiza a mano y con ello las uvas son seleccionadas una a una. Sólo con las mejores se elabora el Cámbrico.

La fermentación se realiza depósitos de acero de una capacidad máxima de 5.000 L.
Los remontados se realizan por gravedad (No se emplea ningún tipo de bomba en el proceso).

La fermentación maloláctica se realiza lentamente en barricas nuevas de madera francesa.
Cada depósito y cada barrica es controlado varias veces al día durante toda la fermentación.

Tras la fermentación el Cámbrico permanece en barricas de roble francés el tiempo necesario para lograr la mayor armonía y equilibrio posible.

Cámbrico permanece embotellado en la bodega donde las condiciones son óptimas un mínimo de un año antes de salir a la venta.